BuscandoRespuestas

Actualidad médicaSorprendente

Descubren unos nuevos fármacos que protegen frente al covid-19

Los enfermos mentales que son tratados con estos medicamentos tienen un menor riesgo de infectarse o, si se contagian, los síntomas que sufren se mitigan.

07 marzo, 2021

La pandemia de covid-19 ha traído consigo abundantes sorpresas relativas a las interacciones entre medicamentos y enfermedades. La más reciente proviene de una investigación en casi 700 pacientes llevada a cabo por la unidad de Salud Mental del Hospital Universitario Virgen del Rocío, de Sevilla. Y señala que los fármacos antipsicóticos podrían tener un efecto protector frente al SARS-CoV-2. ¿Cuál es la consecuencia? Que los enfermos que son tratados con estos medicamentos tienen un menor riesgo de infectarse o, si se contagian, los síntomas que sufren se mitigan.

Estos avances han sido difundidos por el Centro de Investigación Biomédica en Red de Salud Mental (CIBERSAM). Un primer estudio descriptivo epidemiológico de una muestra de 698 pacientes en tratamiento con antipsicóticos en el hospital sevillano mostró que los fármacos antipsicóticos podrían proteger tanto de la infección como de la tendencia a la gravedad clínica de la infección por COVID-19.

“En este grupo de personas el número de enfermos COVID-19 es menor de los esperado»

“Son hallazgos muy interesantes que realmente reflejan una realidad clínica donde vemos pocos pacientes con enfermedad COVID-19 grave, a pesar de concurrir en ellos diversos factores de riesgo”, apunta Manuel Canal Rivero, psicólogo clínico del Hospital Universitario Virgen del Rocío, y primer firmante de uno de los dos trabajos.

¡SÚMATE A NUESTRA COMUNIDAD!

Podrás escuchar nuestros podcast, recibir un boletín semanal con las novedades, escribir comentarios, enviar preguntas…

“En este grupo de personas el número de enfermos COVID-19 es menor de los esperado, y en aquellos casos en los cuales se ha producido una infección demostrada la evolución es benigna sin llegar a situación clínica de riesgo vital. Estos datos en su conjunto parecen apuntar el efecto protector de la medicación”, añade.

De manera complementaria a este estudio, el mismo grupo de investigación ha observado que muchos de los genes cuya expresión se ve alterada por el COVID-19 son regulados a la baja y de una manera significativa por los fármacos antipsicóticos, que habitualmente se usan para tratamiento de enfermedades con síntomas psicóticos.

Este hallazgo se ha logrado investigando el perfil de expresión génica (indicador de los procesos biológicos activados) de pacientes COVID-19 (cohorte de Wuhan) y de pacientes en tratamiento con fármaco antipsicótico (en concreto, aripiprazol) de la cohorte del Programa Intervención en las Fases Tempranas de las Psicosis (PAFIP) iniciado hace 20 años en el Hospital Universitario Marqués de Valdecilla de Cantabria por Benedicto Crespo-Facorro y actual director de la Unidad de Salud Mental del Hospital Universitario Virgen del Rocío.

“De una forma llamativa hemos demostrado cómo los antipsicóticos reducen la activación de genes implicados en muchas de las vías inflamatorias e inmunológicas asociadas a la gravedad de la infección COVID-19” afirma el primer autor del segundo trabajo, el profesor Crespo-Facorro. Además, destaca que «aunque se trata de un hallazgo que requiere replicación, este descubrimiento podría tener una gran trascendencia pues el tratamiento de COVID-19 con fármacos que están originalmente indicados para situaciones clínicas no relacionadas, es decir, el reposicionamiento de fármacos se ha demostrado como fuente interesante de tratamientos eficaces para pacientes COVID-19”.

Ambas investigaciones, recientemente publicadas en revistas del primer cuartil, y por tanto de gran impacto en la comunidad científica internacional, han sido lideradas por el grupo de Psiquiatría Traslacional del Instituto de Biomedicina de Sevilla, perteneciente al CIBERSAM, en colaboración con investigadores de IDIVAL (Santander), del servicio de Enfermedades Infecciosas del HUVR, de la Unidad de Bioinformática del servicio Nucleus de la Universidad de Salamanca, e investigadores del CSIC.