BuscandoRespuestas

Responde el doctor

Osteoporosis: ¿Por qué se rompen tan fácil las vértebras, la cadera o las muñecas?

  • La consecuencia más habitual entre los pacientes que sufren osteoporosis son las fracturas de vertebras
  • Los varones están menos expuestos a la osteoporosis, pero cuando la padecen lo hacen generalmente de forma más grave

13 abril, 2021


Rebeca Gil
BuscandoRespuestas

Tres millones de personas en España padecen osteoporosis. Es una de las enfermedades asociadas a la vejez, por lo que los datos demográficos de nuestro país, que apuntan al envejecimiento poblacional, la convierten en un problema de gran magnitud e importancia para la salud pública, sobre todo del futuro.

La osteoporosis es un trastorno generalizado del esqueleto que provoca una alteración de la resistencia de los huesos. Este debilitamiento óseo predispone a las personas de más edad a tener un mayor riesgo de fracturas, especialmente de la cadera, la columna y las muñecas.

Y aunque está muy generalizada la idea de que sólo afecta a las mujeres, como consecuencia de la menopausia, lo cierto es que los hombres también la padecen.

¡SÚMATE A NUESTRA COMUNIDAD!

Podrás escuchar nuestros podcast, recibir un boletín semanal con las novedades, escribir comentarios, enviar preguntas…

De hecho, los expertos calculan que en los países desarrollados un 50% de las mujeres y un 20% de los hombres mayores de 50 años sufrirán en su vida alguna fractura por fragilidad ósea.

La consecuencia más habitual entre los pacientes que sufren osteoporosis son las fracturas de vertebras. Pero es la fractura de cadera la complicación es más grave porque siempre requiere cirugía y su mortalidad en fase aguda es del 8%.

Te puede interesar: Consejos para evitar y tratar un lumbago o una ciática

En nuestro país, la incidencia de este tipo de fractura se sitúa en siete casos por cada 1.000 habitantes mayores de 65 años.

Y aunque como hemos visto los varones están menos expuestos a la osteoporosis, cuando la padecen lo hacen generalmente de forma más grave.

Por ello, en los hombres es esencial identificar la posible causa de la enfermedad, que puede deberse a factores como la enfermedad hepática, un exceso de calcio en la orina (hipercalciuria) o hipogonadismo.

Te puede interesar: ¿Qué son las palpitaciones y cuándo debo preocuparme?

Factores de riesgo de la osteoporosis

Los principales en osteoporosis son la edad, la falta de estrógenos, algunas enfermedades y sus tratamientos.

El estudio de factores genéticos es esencial para obtener un mayor conocimiento sobre la osteoporosis, ya que la masa ósea de una persona está determinada en un 90% por cuestiones genéticas.

Tal y como ocurre con las enfermedades cardiovasculares, la osteoporosis es una enfermedad silenciosa. Sólo da la cara cuando ya se ha complicado la salud del paciente.

Se sabe que la relación entre ambas patologías es bidireccional, ya que la calcificación de los huesos puede contribuir también a la calcificación de los vasos sanguíneos, y la presencia de factores de riesgo vascular incrementan la probabilidad de padecer una osteoporosis.

¿Se puede prevenir la osteoporosis?

Aunque ya hemos visto que la genética pesa mucho en esta enfermedad, los expertos sí recomiendan tomar algunas medidas con el fin de minimizar las consecuencias de esta enfermedad.

La primera de ellas es tomar, desde una edad temprana, la cantidad suficiente de calcio, que variará según la edad y el sexo. También influirá en la cantidad momentos vitales como el embarazo, la lactancia y la postmenopausia.

Incluir en nuestra dieta leche y productos lácteos es esencial, aunque también son ricos en calcio los cereales, las verduras, los frutos secos o el pescado.

También es importante tomar el sol para obtener una cantidad suficiente de vitamina D, encargada de facilitar la absorción del calcio y el fósforo.

Y, como para prácticamente todo en lo que a salud se refiere, realizar ejercicio físico de forma habitual. Caminar, subir y bajar escaleras o nadar mejorará la salud de nuestros huesos.

Por último, pero no menos importante, sobre todo si tenemos personas mayores en casa, colocar correctamente los muebles, sillas, alfombras, etc., con el fin de evitar caídas.

Noticias relacionadas