BuscandoRespuestas

DestacadaSalud

Descubren que los perros pueden detectar la covid-19 con una precisión de hasta el 94 %

  • Los perros biodetectores podrían convertirse en el nuevo aliado para detectar el coronavirus.
  • Estos animales detectan personas asintomáticas, con dos cepas diferentes y con distintas cargas virales.
  • Los perros han sido entrenados durante diez semanas con muestras proporcionadas por el Servicio Nacional de Salud de Reino Unido.

27 mayo, 2021

Patricia Díaz

Los perros biodetectores pueden identificar el olor de la covid-19 en menos de un segundo y con una tasa de precisión de hasta el 94 %, según un estudio preliminar de la asociación británica Medical Detection Dogs.

De una forma más rápida que las actuales PCR, estos animales podrían convertirse en el nuevo aliado para detectar el coronavirus en espacios públicos, ya que un solo perro puede examinar hasta 250 personas en una hora.

Te puede interesar: El olfato canino, la pieza clave para la detección temprana de cáncer de próstata

¡SÚMATE A NUESTRA COMUNIDAD!

Podrás escuchar nuestros podcast, recibir un boletín semanal con las novedades, escribir comentarios, enviar preguntas…

El estudio, dirigido por la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres (LSHTM), asegura que estos perros pueden detectar personas asintomáticas, con dos cepas diferentes y con cargas virales altas y bajas.

El entrenamiento del olfato canino

El equipo de Medical Detection Dogs fue quien entrenó a los perros para que identificaran la covid-19 a partir de muestras de olor corporal.

Esta asociación benéfica entrena el olfato de los perros desde 2008. Les enseñan a detectar cambios de olor en personas con diferentes enfermedades antes de que su salud se deteriore.

Las muestras (mascarillas, calcetines y camisetas) fueron enviadas por miembros del Servicio Nacional de Salud de Reino Unido. En total, recogieron 3.758 muestras de las que eligieron 325 positivas y 675 negativas.

Con ellas se entrenó a los perros durante diez semanas, presentándoles las que habían dado positivo, así como muestras de control de personas que habían dado negativo.

Los perros eran recompensados al indicar correctamente una muestra positiva o al ignorar una negativa.

También superaron el importante ensayo ‘doble ciego’, en el que el perro, el técnico y el adiestrador no saben qué muestras son positivas o negativas. Esto elimina cualquier sesgo que el perro pudiera percibir para indicar la respuesta correcta.

Los perros con mayor rendimiento en la prueba detectaron el olor del virus con hasta un 94,3% de sensibilidad (lo que significa un bajo riesgo de falsos negativos) y hasta un 92% de especificidad (lo que significa un bajo riesgo de falsos positivos).

En ambos casos, se trata de una precisión mayor que la recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) para el diagnóstico de covid-19.

Una vez más, el mejor amigo del hombre

La investigación indica que los perros entrenados podrían ser de gran ayuda como una primera herramienta de detección rápida en espacios públicos, como aeropuertos o estadios.

Para una mayor efectividad, indican que lo ideal sería que se utilizaran junto con métodos tradicionales, como las pruebas PCR, para confirmar los resultados.

El estudio preliminar refleja, además, que un solo perro puede examinar hasta 250 personas en una hora.

Algo que dotaría de una mayor rapidez al proceso de detección de la covid-19, apuntan los expertos.

«Saber que podemos aprovechar el asombroso poder de la nariz de un perro para detectar la covid-19 de forma rápida y no invasiva nos da la esperanza de volver a una forma de vida más normal», asegura Claire Guest, directora del Medical Detection Dogs y autora principal.

También indica que, ahora, el mayor reto es la ampliación del estudio: el adiestramiento lleva tiempo y requiere que los individuos infectados y no infectados donen más muestras.

Asimismo, se está trabajando en la identificación de las moléculas de olor que detectan los perros en las muestras infectadas.

Esto podría permitir la fabricación de un olor que lo imite, un hecho que aumentaría el número de perros que podrían ser entrenados.

Tala, el rastreador más preciso

Tala es uno de los seis perros que participaron en el estudio y el que mayor precisión en sus diagnósticos presenta.

Su técnica de detección es muy cuidadosa. Su entrenador le guía hacia tres muestras, cada una con un fragmento de un calcetín debajo de una rejilla de metal.

El labrador se dirige hacia cada una de las muestras mientras pasa rápidamente su nariz por las rejillas.

En un momento dado, se detiene ante una de ellas y menea rápidamente la cola, esta es la forma de Tala de comunicar que ha identificado el olor.

Los labradores, así como los perros de aguas o los perdigueros, son razas con una capacidad de detección particularmente buena.

De este modo, puede que pronto nos encontremos a estos animales en aquellos espacios más concurridos. Sin duda, una vez más, los perros son nuestro mejor aliado.

Noticias relacionadas