BuscandoRespuestas

DestacadaEnfermedadesResponde el doctorSalud

Día Mundial de la Meningitis ¿Cómo reconocerla a tiempo?

  • Este 24 de abril se celebra el Día Mundial de la Meningitis, una enfermedad que cada año se le diagnostica a más de mil personas.
  • El índice de mortalidad de esta enfermedad superar ya el 10%.
  • ¿La principal herramienta para luchar contra ella? La vacunación.

24 abril, 2021

Rebeca Gil

Es tiempo de vacunas. De hablar de ellas, de estar atento de candidatas a la inmunización y, sobre todo, de recibirlas. Y es que cada vez es más evidente que la única salida para la pandemia por coronavirus es la vacunación.

Y por supuesto no es la única enfermedad infecciosa que debe ser combatida con vacunas, la meningitis es otra de ellas.

Esta enfermedad, muy temida entre los padres de niños pequeños, se caracteriza por producir la inflamación de las membranas (meninges) que rodean el sistema nervioso central.

¡SÚMATE A NUESTRA COMUNIDAD!

Podrás escuchar nuestros podcast, recibir un boletín semanal con las novedades, escribir comentarios, enviar preguntas…

Todos los años se diagnostican en España más de mil nuevos casos de meningitis. Una enfermedad que afecta principalmente a niños y adolescentes y que sitúa ya su índice de mortalidad por encima del 10%.

Una enfermedad que según los datos se produce, en un 90% de los casos, como consecuencia de infecciones causadas por virus o bacterias, y que según datos de la SEN deja secuelas en más del 20% de los supervivientes, especialmente en forma de pérdidas de audición o lesiones cerebrales causantes de epilepsia.

Con la intención de concienciar a la población sobre la importancia de acabar con esta enfermedad, este sábado 24 de abril se celebra el Día Mundial de la Meningitis.

No darle importancia a esta patología es un error porque los sanitarios la consideran como una urgencia médica. Un retraso en su diagnóstico y el tratamiento puede ser cuestión de vida o muerte.

Qué es la meningitis

La Meningitis es una enfermedad caracterizada por la inflamación de las membranas que rodean el sistema nervioso central y que comúnmente se conocen como meninges.

Su detección precoz es fundamental ya que el retraso en su diagnóstico y tratamiento conlleva un incremento notable de la tasa de complicaciones tanto neurológicas, como de discapacidad y mortalidad.

Los motivos que la provocan pueden ser variados, pero especialmente (90%) se da como consecuencia de una infección por un agente vírico o bacteriano.

“Mientras que los enterovirus son los agentes implicados con mayor frecuencia en las meningitis víricas, los neumococos y meningococos son los principales responsables de las meningitis bacterianas”, reconocen desde la SEN.

Unos patógenos que se transmiten a través de las gotas de nuestra saliva, expulsadas al hablar.

Los signos de alerta que señalan los expertos son:

  • El dolor de cabeza y la fiebre aparecen en el 80% de los casos.
  • Rigidez en la nuca. ¿Cómo distinguirla? El doctor Francisco Álvarez, Coordinador del Comité de Vacunas de la Asociación Española de Pediatría, explica que debemos echar al niño en la cama boca arriba e intentar flexionar su cuello. «Al estar inflamadas las meninges, el estiramiento provoca que el niño flexione las rodillas, signo inequívoco de la infección».
  • Vómitos en forma de “escopetazo”.
  • Puntitos rojos en la piel, petequias, que al presionarlos no desaparecen.
  • Pérdida del control muscular o de la coordinación de los movimientos voluntarios.
  • Sufrir alteración del estado mental.
  • Pérdida de olfato, gusto, vista y/u oído, pero también de la sensibilidad o expresión facial, del equilibrio o dificultad para hablar o tragar.
  • Crisis epilépticas.

Ante cualquiera de estos síntomas debemos acudir inmediatamente a un servicio de urgencias. Da igual que estemos vacunados contra la meningitis o no.

Día Mundial de la Meningitis

La vacunación, clave para la prevención

¿Y cómo acabar con ella? A través de la vacunación: “En las últimas décadas en países como España, donde la vacunación contra los principales agentes que pueden provocar meningitis es amplia, su incidencia se ha visto reducida significativamente”, reconoce la Doctora Laura Llull, Coordinadora del Grupo de Estudio de Neurología Critica e Intensivista de la Sociedad Española de Neurología.

Las vacunas de las que se disponen actúan fundamentalmente sobre 3 tipos de bacterias que pueden producir la enfermedad: el neumococo, el haemophilus influenzae tipo B y el meningococo.

Pero, nuestra forma de vida, la globalización y el incremento en la cantidad de desplazamientos a otros países ha provocado “el aumento en el número de casos durante los últimos años como consecuencia de los agentes importados. Tener en cuenta estos cambios en la epidemiología de la meningitis, también es relevante para mejorar su diagnóstico”, insiste la Doctora Llull.

El cambio epidemiológico sufrido en los últimos años es notable en esta enfermedad. Especialmente en su vertiente bacteriana.

Mientras que hace unas décadas predominaba entre la población infantil, la existencia ahora de diferentes agentes infecciosos ha hecho que el número de casos aumente entre los jóvenes de más de 14 años.

Esta meningitis bacteriana, además, es uno de los cuadros infecciosos más graves que existen y de los que peor diagnóstico tienen.

Su porcentaje de morbilidad, es decir, el de la cantidad de personas que enferman en el mundo cada año con respecto al total de la población, es de hasta un 60% y el índice de mortalidad se sitúa en el 25%.

La incidencia que tienen en la sociedad actual es de menos de cinco casos por cada 100.000 habitantes.

En cuanto a la variante vírica de la meningitis, su pronóstico es mucho mejor. Se da de un modo mucho más frecuente en el primer año de vida.

Los científicos han sido capaces de identificar más de 100 virus diferentes capaces de afectar al sistema nervioso central, siendo el enterovirus la primera causa de meningitis vírica en España (77%).

Las mejoras, tanto en contagios como en tratamientos y resultados, son cada año mejor, pero aún así, y como se afana en recordar este Día Mundial de la Meningitis, debemos seguir utilizando la vacunación como mayor prevención contra la enfermedad.

meningitis

Menos casos durante la pandemia

Lo que si han observado los médicos durante estos 12 meses marcados por la Covid-19 es que la incidencia de la meningitis se ha reducido respecto a temporadas epidemiológicas anteriores.

El doctor Fernando Sánchez, director médico de Vithas Madrid La Milagrosa apunta que «aunque puede ser que no se hayan notificado todos los casos por la situación actual de pandemia por la covid-19, es muy probable que las medidas higiénicas de aislamiento social, mascarillas, higiene de manos, hayan contribuido a reducir los casos de meningitis puesto que la infección se contrae por contacto directo y próximo con secreciones nasofaríngeas de un portador asintomático o de un enfermo.”, apunta.

Y es que la forma de transmisión de la meningitis se realiza a través de la saliva o por las gotas que se desprenden al hablar, de la tos o al estornudar. Así que el lavado de manos, las mascarillas y las distancias de seguridad están siendo válidos también para reducir la circulación de los virus y bacterias causantes de las meningitis.

Noticias relacionadas